Resumen

En bajadas muy pronunciadas, el automóvil no se comporta igual que en el llano, por lo que hay que extremar determinadas precauciones al manejar. Sigue estas recomendaciones.


Pasos


1

Sistema de frenado (frenos, discos, líquido, etc):
Este es el elemento vital que debes observar si de antemano sabes que vas a circular por zonas con pendientes como pueden ser las montañosas.
Dado que la inercia hace al vehículo "más pesado", los frenos sufren más, por ese motivo debes ser criterioso en su uso.

2

Al frenar no mantengas el pie al fondo del freno sino que es mejor "bombear" con suaves toques.
Entre otras cosas esto permite que se ventilen y se corrijan posibles desvíos en la dirección a causa de frenado desparejo.

3

Reducción de la velocidad:
El vehículo tiende a acelerar solo por la inercia, lo que dificulta el frenado, por eso resulta vital no excederse en la velocidad.

4

Frenar con el motor:
Quien hará el mejor trabajo de frenado es el mismo motor y no los frenos que serían en este caso un complemento. Debes llevar el automóvil en cambios bajos para aumentar las revoluciones, de esta manera tendrás mayor control.

5

Es recomendable bajar la marcha a un cambio más bajo antes de que empiece la pendiente y no durante la misma.

6

No mantengas presionado el pedal de embrague ni pongas el automóvil en punto muerto en una bajada, porque así el motor no colaborará en el frenado y sólo quedaran los frenos para detenerlo.

7

Por la aceleración constante del vehículo, se hace más dificultoso cambiar de marchas. Debes ser preciso en los cambios y minimizarlos.

8

En caso de detención, si es necesario, ayúdate con el freno de mano para evitar que el auto avance. Al volver a arrancar, suéltalo suavemente.

9

Al estacionar en la acera, trata de trabar las ruedas delanteras contra el cordón de la vereda. También puedes utilizar piedras o palos, para asegurar que no se deslice hacia adelante.


Importante

  • Si sabes de antemano que vas a circular por zonas de pendientes (ciudades de montaña, por ejemplo) verifica los frenos, el embrague y la caja de cambios.





    Atención

    Este artículo ha sido dado de alta por el equipo de Bien Simple y no puede ser modificado por la comunidad