Resumen

La contaminación del planeta no sólo es causada por los desechos sólidos, gaseosos o líquidos, sino también por el exceso de ruidos que exceden el límite de tolerancia recomendado por la Organización Mundial de la Salud que es 65 dB (decibelios).
Los seres humanos somos parte de este gran ecosistema: la Tierra, y en este caso somos las principales víctimas de la contaminación sonora. Los sonidos y ruidos elevados, además de producir molestia, producen efectos fisiológicos y psicológicos nocivos.
Bien Simple te brinda 7 tips para reducir la contaminación sonora.


Opciones:


1

Levántate en el primer aviso de tu despertador, evita reprogramarlo.
Cada vez que suene estará contaminando tus oídos con unos 80dB.

2

Evita utilizar tu auto, opta por el transporte público.
Con esta simple acción, además de no contaminar con los gases que emite el motor del auto, reducirás el tránsito urbano y consecuentemente los altos niveles de ruidos que se emiten diariamente.

3

Cuando conduzcas, evita tocar bocina o sirenas.
Cada bocinazo emite un sonido que supera los 120 dB.

4

Si tienes una moto utiliza silenciador. Una moto emite unos 90db, valor similar al que produce un camión o una cortadora de césped.

5

Reduce el uso de auriculares del tipo cascos miniaturizados.
Estos pequeños auriculares multiplican el potencial de efectos dañinos.
Se estima que el umbral para no perder la audición son ocho horas de exposición diaria a sonidos no superiores a 85 dB.

6

Si vas a la discoteca, tu oído necesitará un descanso superior a 16 horas de reposo por cada 2 horas de exposición a ruidos de 100 dB.

7

Si te expones diariamente y por períodos superiores a 1 hora a ruidos producidos por máquinas, subterráneo, despegue de aviones u otras fuentes de alta emisión, utiliza tapones de silicona para reducir el impacto.


Importante

  • Los decibelios (dB) son la unidad con que se mide la presión acústica.
  • No sólo el ruido prolongado es contaminante, un sonido repentino de 160 dB, como una explosión o un disparo, pueden perforar el tímpano o causar lesiones irreversibles.





    Atención
    Este artículo ha sido dado de alta por el equipo de Bien Simple y no puede ser modificado por la comunidad