Resumen

No hay manuales. No hay chicas iguales. No hay chicos iguales. No hay circunstancias iguales.
Existen estudios psicológicos. Podría mencionar varios roles de la personalidad de cada quién, podría escribir de los juegos psicológicos que un par de personas pueden jugar en determinadas situaciones. Pero no sería tan útil.
O hablar del psicoanálisis y cómo interpretar los sueños, basado en las letras de Freud.
Para enamorar a alguien hace falta conquistarle. Esto implica tomar posesión de sus pensamientos. Hacer que esa persona piense en tí. De hecho, es la maravilla de las chicas. Parece que todo va tomando forma, pero de pronto hacen una trasacción cruzada de psicología. Una "indirecta". Entonces hacen que nosotros pasemos pensando mucho tiempo en "por qué haría esto o aquello", "qué querría decir con esas palabras".
Lo importante es tomar control de la mente.
Después. Considerar que a las mujeres no se les conquista tratando de impresionarlas. Se les impresiona, cuando se les conquista. Ellas no son tan fáciles para rendir sus sentimientos, ellas son complicadas para enamorarse. No dirán "me gustas" hasta que estén seguras que la otra persona también gusta de ellas. Porque creen que "creerá que soy fácil" o porque "qué pena, ¿y si le digo que me gusta y yo no le gusto a él?, qué vergüenza!!", en realidad no es así, pero eso creen.
Chicas. Nosotros no entendemos las indirectas directas, las indirectas obvias, ni las simples indirectas. NO ENTENDEMOS. Pero tampoco es recomendable que digan "me gustas", el tipo se convertirá en tonto, dejará el romanticismo y aumentará su ego. Nosotros, a diferencia de ustedes, no sabemos controlar eso de gustarle a alguien.
Ok, dejo de hablar.
No hay manuales, ni principios, ni tips.
Simplemente acercarse, mostrar interés, no fingir.
Si se da la oportunidad, abrirle la puerta. Bañarse, peinarse. Sonreír. Dejar el machismo.
Chicas, correspondan a la caballerosidad y esimulen esos actos de servicio.
Lo más importante no es el romance ni la tensión, sino el amor, servir a la otra persona y proteger sus sentimientos.